Calzada I. Zaragoza 185 Consultorio 201B Col. Jardin Balbuena, Alcaldía Venustiano Carranza

Ciudad de México CP 15900

5557854167 y 5557855369

24/7 Urgencias

Lunes - Viernes: 17:00 - 19:30

Manejo de la inestabilidad rotuliana en pacientes esqueléticamente inmaduros.

Cirugía debe considerarse por primera vez #luxaciones laterales de #rótula con #fracturas #osteocondrales/factores de riesgo anatómicos subyacentes.
#rodilla #inestabilidadrotuliana #construcciónligamentre #femoralanteversión #biomecánica #OpenReviews #ortopedia #knee #patellarinstability #ligament_reconstruction #femoral_anteversion #biomechanics #OpenReviews #orthopedics

Management of patellar instability in skeletally immature patients in: EFORT Open Reviews Volume 9 Issue 1 (2024) (bioscientifica.com)


La inestabilidad rotuliana es una causa importante de discapacidad de rodilla en niños y adolescentes. Un estudio poblacional reciente encontró una tasa de incidencia anual de 2,58 por 100.000 personas para luxaciones laterales de rótula (LPD), con tasas más altas en mujeres y pacientes <19 años. Dos tercios de las lesiones estaban relacionadas con el deporte (1). En estudios más pequeños se han encontrado tasas anuales más altas, de hasta 125 por 100.000 personas (2).

Los factores de riesgo de inestabilidad rotuliana, incluida la rótula alta, la hiperlaxitud generalizada (p. ej., síndrome de Ehlers-Danlos), la displasia troclear, la displasia del vasto medial oblicuo (VMO), el aumento del ángulo Q, el genu valgo, el aumento de la anteversión femoral y la torsión tibial se han discutido adecuadamente en un revisión anterior en esta revista (3).


La intervención quirúrgica es el tratamiento de elección para la inestabilidad rotuliana lateral recurrente.

Se debe considerar la cirugía para las luxaciones laterales de rótula por primera vez con fracturas osteocondrales o factores de riesgo anatómicos subyacentes.

La reparación primaria y las imbricaciones/reconstrucciones no anatómicas han caído en desgracia debido a una biomecánica anormal y a las altas tasas de recurrencia. La reconstrucción anatómica del MPFL utilizando una variedad de tejidos de auto y aloinjerto ha dado buenos resultados y bajas tasas de reluxación.

Las técnicas de reconstrucción del MPFL con preservación fisaria bajo control radiológico son seguras y no causan alteraciones del crecimiento. Los aloinjertos pueden estar indicados para pacientes hiperlaxos.

Aunque no existen puntos de corte claros, se debe considerar la corrección del valgo y la anteversión femoral excesiva cuando esté indicado.
Las lesiones osteocondrales y condrales son comunes y deben tratarse durante la cirugía por inestabilidad.

Conclusión
El paradigma del tratamiento conservador para la LPD por primera vez ha cambiado en los últimos años para pacientes con factores de riesgo anatómicos subyacentes. La reconstrucción del MPFL mediante técnicas de preservación fisaria es segura y produce bajas tasas de recurrencia. Deben corregirse las deformidades del plano coronal y transversal. La reparación/restauración del cartílago debe ser una parte integral del tratamiento quirúrgico.

Management of patellar instability in skeletally immature patients – PubMed (nih.gov)

Management of patellar instability in skeletally immature patients – PMC (nih.gov)

Management of patellar instability in skeletally immature patients in: EFORT Open Reviews Volume 9 Issue 1 (2024) (bioscientifica.com)

Sahin E, Tandogan R, Liebensteiner M, Demey G, Kayaalp A. Management of patellar instability in skeletally immature patients. EFORT Open Rev. 2024 Jan 9;9(1):60-68. doi: 10.1530/EOR-23-0070. PMID: 38193500; PMCID: PMC10823567.

An external file that holds a picture, illustration, etc.
Object name is 88x31.jpg
La intervención quirúrgica es el tratamiento de elección para la inestabilidad rotuliana lateral recurrente.
Copyright: © the author(s) 2024

Consultorio 2: Centro Médico Coyoacán

Calzada de las Bombas 128, consultorio 102, Ex-Ejido Santa Úrsula Coapa 27 Bis, Ciudad de México

55 2755 1470

Manejo de la inestabilidad rotuliana en pacientes esqueléticamente inmaduros.